• mié. Nov 25th, 2020

Un grupo de activistas ruso llamado ‘Voina’ ha atacado a la policía del metro de Moscú con un arma de destrucción masiva: un beso en la boca. Con la excusa de que es arte contemporáneo, se han puesto moradas a morreos, aunque no siempre con resultados satisfactorios.




Esto mismo lo montan hombres, y lo más suave que oyen es cerdo machista. ¿alguien se atreve a hacer la prueba?.

¿NO?

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies